AND 89 – 87 RMB: El empuje local superó el conformismo madridista

El Morabanc derrotó al Madrid en un partido que tenían controlado los blancos hasta el último cuarto. La confianza condujo a la segunda derrota liguera

0
-publicidad-

El Real Madrid perdió su segundo partido en liga después de 10 victorias consecutivas al caer por 89-87 ante el Morabanc Andorra. Un partido que tenía ganado bien entrado el último cuarto pero que no supo gestionar ante la mayor convicción y fé en la victoria de los locales. A pesar del partidazo de Campazzo, el Morabanc consiguió derrotar al líder de la ACB.

Después de un breve comienzo igualado, los locales se ponen serios liderando el partido (13-6 minuto 5) con 8 puntos de Sané que dejan descolocados a los blancos. El Madrid no encuentra la fórmula. Sin embargo, reaccionan bien con un parcial que deja a su vez a los locales sin ideas. Un 13-0 favorable al Madrid deja bien a las claras que van a por el partido y no han ido a Andorra de turismo. Entre Doncic y Tavares (17 puntos entre ambos) se complementaban bien para dar un golpe en la mesa. El 19-28 con el que finalizaba el cuarto dejaba buenas sensaciones y después de inicio dubitativo parecía que el rumbo era el correcto.

En el segundo período, Jaime Fernández y Albicy fueron los encargados de ir remontando poco a poco la diferencia. A pesar de los esfuerzos de Carroll y Reyes, los locales no perdieron la fe y con la aportación de los bases más un triple de Jelinek se empata el partido a 46 (minuto 18). El Madrid ya no estaba tan fino y a pesar de todo se iba al descanso dominando el partido 51-55 pero dejando algunas dudas.

Tras la vuelta al partido, otro pequeño parcial de los locales los coloca por delante (56-55) nada más comenzar el tercer cuarto. La aportación de Sané era el tercer apoyo del Morabanc junto a Fernández y Albicy. El Madrid entró en crisis. Pérdidas de balón, poco acierto exterior y los locales lo aprovecharon para marcharse en el marcador con el 63-57. Un parcial de 9-0 para el Madrid devolvió las cosas a su normalidad tras triples de Causeur y Campazzo. Terminados los 30 minutos, el luminoso reflejaba un 67-72 con cierta incertidumbre por la resistencia de los locales.

Los locales estuvieron 3 minutos sin anotar que aprovechó el Madrid para liderar por 10 puntos el partido (67-77). Después de ir ganando 75-82, el Morabanc consigue un increíble parcial de 10-0 en un momento clave sin que el Madrid sepa responder. Atónito ante el arreón local se queda sin respuestas en el peor momento posible. Entre Albicy, Diagné y Sagné consiguen darle la vuelta al partido. Al final, los locales consiguieron una ventaja que supieron rentabilizar y los blancos no tuvieron tiempo para más. Un partido que nos puede servir de experiencia ante el Olympiacos el viernes que viene, para no confiarnos ni un momento.

Compartir
Madridista desde pequeñito, solo podía ser seguidor del mejor equipo del mundo; bastantes desgracias tiene la vida como para llorar por el deporte y ser fan de un equipo perdedor. Como lo mío no era precisamente ganarme las habichuelas jugando al baloncesto, decidí que lo mejor era verlo desde el otro lado de la barrera, y qué mejor forma que narrar los éxitos del Real Madrid de baloncesto. Mis referentes ligados a este deporte, sin lugar a dudas, han sido la plata olímpica de los Ángeles 84, el colegio San Viator (de donde salieron gigantes como Juan Antonio Corbalán y Carlos Jiménez) y mis hermanos mayores. Después de varios trabajos y alguna estancia en Irlanda decidí sentar la cabeza y ahora presto el mejor servicio al ciudadano desde mi posición de funcionario de la Comunidad de Madrid. No cuajó la opción de ser coordinador de cheerleaders, pero os dejo una foto ellas para que veáis que al menos lo intenté...

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here