RMB – BRO: Condicionados para ser cuartos o quintos

El Madrid acaba la fase regular de Euroliga contra el Brose Bamberg con la incertidumbre de no saber si seremos cuartos o quintos por depender de los resultados de los griegos

0
-publicidad-

El Real Madrid recibe al conjunto germano Brose Bamberg (viernes 6 de abril, 21.00 horas #0 y MD 1) con la incertidumbre de quedar cuarto o quinto en la fase regular de la Euroliga, de conocer su rival en el emparejamiento y de conocer si tendrá, o no, el factor cancha a favor. El Panathinaikos ganó anoche en Milán en la prórroga y el viernes el Olympiacos recibe al Zalgiris. Inexplicablemente los tres partidos que deciden del tercer al sexto puesto se juegan en horas y días distintos. Se ha especulado mucho estos días sobre si habría “amaño” entre los griegos, ya que si el Panathinaikos ganaba y el Olympiacos perdiese su partido, da igual lo que hicieran los hombres de Laso: les llevarían directamente al quinto puesto. Las opciones del Madrid son las siguientes:

Ganar les asegurará la cuarta posición, y con ella el factor cancha en el playoff, siempre que no pierda el Olympiacos (en casa ante el Zalgiris) y gane el Panathinaikos (visita al Armani Milán). En ese caso, el triple empate a 19 victorias mandaría al equipo blanco al quinto puesto (dado que perdió sus dos enfrentamientos de la liga regular ante el Olympiacos), dejando al equipo de El Pireo en la tercera posición y al Panathinaikos cuarto.

Si el Real Madrid pierde, una derrota del Panathinaikos también les daría la cuarta posición.

El resultado que coseche el Zalgiris (6º con balance 17-12) es irrelevante para las opciones del equipo blanco, pero no para las del Panathinaikos, al que los lituanos tienen ganado el basket-average y podrían rebasar en la clasificación.

Su rival en la eliminatoria de cuartos de final saldrá de la terna Olympiacos, Panathinaikos y Zalgiris, dependiendo de los resultados de la última jornada.

Resumiendo, antes de comenzar el partido contra el Brose Bamberg sabremos lo que hayan hecho los griegos, porque incluso con una victoria blanca, según qué resultados podríamos ir al quinto puesto.

Entre todas las cábalas posibles, no hay que olvidar al Brose (11-18) que querrá despedirse de la competición oponiendo cierta resistencia. En la primera vuelta, el Madrid dominó el primer cuarto y a partir de ahí se construyó la victoria que no corrió peligro en ningún momento. Hay que destacar a un quinteto de jugadores todos foráneos (4 norteamericanos y 1 italiano). Empezamos con éste último, el internacional transalpino (9.3 puntos, 2.7 rebotes y 3.4 asistencias) un buen base, no con el cartel de estrella, pero sí solvente, con manejo del balón y buen porcentaje de tiro. Forma un buen dúo con Hickman (11.7 puntos, 2.3 rebotes y 2.3 asistencias). En el puesto de alero, otro dúo. El formado por Rubit (10 puntos y 4.7 rebotes) y Wright (11.7 puntos, 5.5 rebotes y 1.7 asistencias). En la pintura sobresale Dejan Musli (10 puntos y 6 rebotes),  un viejo conocido por su paso por Manresa y Málaga. Esta misma temporada jugaba con el Unicaja y rescindió el contrato en diciembre para irse a Alemania. En la banda, después del despido de Trinchieri, han contratado a otro italiano, Luca Banchi, que lleva apenas un mes en el cargo. Estos cinco jugadores son jugadores de equipo pero se antoja poco ante el empuje del Real Madrid. La calidad de la plantilla blanca parece clara ante este rival.

En definitiva, el Madrid tiene que ganar su partido pero antes del comienzo ya sabremos muchas de las opciones que tiene a la hora de hablar de su rival en cuartos de final de la Euroliga. Confiemos en que el Olympiacos haga su trabajo y nosotros el nuestro para tener el factor cancha a favor.

Compartir
Madridista desde pequeñito, solo podía ser seguidor del mejor equipo del mundo; bastantes desgracias tiene la vida como para llorar por el deporte y ser fan de un equipo perdedor. Como lo mío no era precisamente ganarme las habichuelas jugando al baloncesto, decidí que lo mejor era verlo desde el otro lado de la barrera, y qué mejor forma que narrar los éxitos del Real Madrid de baloncesto. Mis referentes ligados a este deporte, sin lugar a dudas, han sido la plata olímpica de los Ángeles 84, el colegio San Viator (de donde salieron gigantes como Juan Antonio Corbalán y Carlos Jiménez) y mis hermanos mayores. Después de varios trabajos y alguna estancia en Irlanda decidí sentar la cabeza y ahora presto el mejor servicio al ciudadano desde mi posición de funcionario de la Comunidad de Madrid. No cuajó la opción de ser coordinador de cheerleaders, pero os dejo una foto ellas para que veáis que al menos lo intenté...