CAS 1-2 MIR: El nuevo Castilla da la cara ante un rival superior

0
-publicidad-

Partido muy serio del Castilla, que se vio superado durante la primera parte por el tempranero gol de Ismael en propia y un Mirandés dominador. Los cambios en el segundo tiempo dieron un nuevo aire al choque y si bien Ohemeng aumentó la diferencia, Dotor redujo las distancias al mínimo. El Castilla gozó de ocasiones para igualar el partido y acabó como vencedor moral del segundo tiempo.

Raúl puso sobre el verde un once muy parecido al que se llevó el XX trofeo Ayuntamiento de Segovia, con tan sólo tres cambios, en las bandas de la defensa y con Rodrigo en la delantera. El Mirandés dominó la posesión desde el comienzo del encuentro, sin gozar de muchas llegadas sobre la portería de Belman. Poco necesitó el equipo entrenado por Ander Iraola, pues un centro de Merquelanz desde la zona siniestra de la defensa blanca lo arrojó Ismael en su portería en el intento de despeje.

Con el 0-1 el Mirandés puso pausa en el partido, moviendo el esférico con mucha tranquilidad y sin especial peligro, pero privando de la posesión a un Castilla bien plantado pero plagado de Cachorros. Chechu acometió la primera llegada blanca pasada la media hora de partido, pero Rodrigo no acertó a rematar ante la anticipación de Limones. El descanso llegó tras una parada espléndida de Belman a bocajarro en un saque de esquina que había cabeceado Sergio en segunda jugada.

Latasa y Baeza despiertan al Castilla

En la reanudación Raúl introdujo seis cambios, dando la alternativa a la calidad de Miguel Baeza y el descaro de Latasa. Baeza gozó de una gran oportunidad en los primeros minutos tras un pase filtrado por Dotor en un mano a mano con Limones, pero el portero visitante salvó los muebles. La película fue muy diferente en el segundo tiempo.

El sol cayó y apareció la sed de sangre, con un fútbol mucho más directo en ambos equipos. Ohemeng, el ‘7’ del Mirandés, protagonizó la jugada del partido con una internada por el vértice izquierdo que finalizó con el exterior haciendo gala de mucha clase. Sin embargo, el Castilla no se vino abajo con el 0-2 y Dotor redujo las distancias un minuto después tras un gran robo de Jordi.

Los cambios abrieron aún más el partido, gozando los ‘Cachorros’ de una gran ocasión para empatar en las botas de Baeza. El cordobés acunó en el segundo palo un centro de Sergio López y ejecutó a Limones, quien salvó a los suyos del empate haciendo gala de reflejos. Instantes después fue el recién incorporado Guerrero quien aprovechó una mala salida de la defensa rojinegra para intentar la igualada con un remate acrobático, pero nuevamente Limones se erigió salvador.

El Castilla creció con el gol y creyó en la remontada, sacudiéndose el poderío y sometiendo a su verdugo. De hecho, los pupilos de Raúl lograron el empate con un gol en propia de Sergio, pero el tanto fue invalidado por falta de Latasa. Sergio López tuvo una nueva ocasión en un centro-chut que se marchó fuera por poco.

Luis, un meta de futuro

El choque sirvió para mostrar la filosofía de Raúl: equipo bien plantado con ataques directos, gustoso de la posesión pero que no sufre sin ella, lanzando ataques directos a la menor oportunidad. Además, el choque sirvió para sacar a relucir las joyas que se cuecen en La Fábrica, como en el caso del guardameta Luis, quien a pesar de contar con dos grandes metas por delante (Altube y Adrián), demostró ser un felino al salvar una gran ocasión de Zazo y otra doble de Sergio en los últimos minutos de partido. El choque se cerró con un 1-2 que dejó satisfechos a todos.

RM Castilla: Belman; Guillem, Mario Gila, Isma Armenteros, Chechu; Marvin, Dotor, Sintes, Jordi; Pedro y Rodrigo. También jugaron: Luis, Santos, Baeza, Latasa, Sergio López, Cuenca y Guerrero.

Mirandés: Limones; Carlos Julio, Odei, Sergio, Kijera; Ohemeng, Cerrajería, Guridi, Merquelanz; Matheus y Rodrigo Sanz. También jugaron: Andrés, Zunzu, Álvaro, Rodrigo Molpe y Lucas.

Goles: 0-1 (19′): Isma (pp). 0-2 (63′): Ohemeng. 1-2 (64′): Dotor.

Árbitro: Pedro Muñoz Piedra (comité madrileño). Sin amonestaciones.

Compartir
Profesor de Lengua española, Bachiller en Ciencias, Técnico de producción... ¿se puede ser más completo? ¡Pues claro, siendo Madridista! Soy un ferviente seguidor del club blanco y de su cantera. Creo firmemente en la coexistencia del periodismo deportivo y la objetividad, de la que hago mi seña de identidad siempre que puedo. Os invito a seguir conmigo semana a semana la actualidad del Castilla.