RAY – RM: Oficialmente ya es pretemporada

0
-publicidad-

Ya es pretemporada, lo mismo hasta en ‘Elcortinglés’. LaLiga de esta temporada ya tiene dueño de manera oficial y el Real Madrid tiene la clasificación para Champions resuelta salvo hecatombe (necesita tres puntos para asegurarla), así que si el equipo lleva desde el 5 de marzo (¡hace dos meses!) de paseo, ahora ya tiene hasta para jugar a la petanca en cuanto apriete el sol. Hoy no podrá, porque visita al Rayo de noche (20:45, BeInLaLiga), con los vallecanos jugándose su última bala para la salvación.

El Madrid, en cualquier caso, no hace prisioneros, o eso queremos creer. El punto que le arañó al Getafe el jueves lo mismo deja a los azulones fuera de Champions el próximo curso y hoy podría sentenciar al Rayo en su camino a Segunda. El Rayo de Jémez, por cierto, ese entrenador que criticó a Zidane por no tener la titulación oficial. La de vueltas que da la vida.

Pero volvamos al partido y abandonemos los cortocircuitos. Zidane, obvio, tiene ya titulación y unos cuantos títulos en el zurrón, pero eso no es óbice para que se pueda asegurar que actúa a base de caprichos que desde fuera no hay quien los entienda. Ante el Getafe jugaron Reguilón y Valverde en el once inicial y hoy se quedan fuera de la convocatoria. En Vallecas vuelven Llorente, Ceballos y Mariano y los tres tienen serias opciones de ser titulares. Da la sensación de que Zidane es como un hijo único caprichoso en el seno de una familia acomodada. Entra en su habitación, abre el cajón, saca un juguete, lo usa un rato y lo deja tirado encima de la alfombra del salón cuando se aburre de él, para ir a por otro. Y por el camino, intenta utilizar su perspicacia (“¿Neymar? El Madrid es el club donde se cumplen los sueños”, “Pogba me gusta mucho”, “siempre he apreciado a Hazard”) para que le compren sus caprichos.

Pero es lo que hay. A fin de cuentas, la temporada ha resultado ser tan ladrillo que cada uno se entretiene con lo que quiere. Unos intentan ver brotes verdes hasta dentro de los ceniceros y otros lo que quieren es que se acabe este esperpento y comience una profunda regeneracion, también democrática ya que estamos en día de elecciones generales, en el club. Cosas que pasan. De momento, toca el Rayo. Pretemporada.

Compartir
Yo vi jugar a Del Bosque, así que llevo unos cuantos años yendo al Bernabéu. Socio desde 1986, mis recuerdos van ligados al Madrid del Di Stéfano entrenador, el de los cinco subcampeonatos, que me forjó en madridismo ante los malos tiempos, y al de la Quinta del Buitre, la poesía y las pelotas hechas fútbol. Desde 1996 dando la barrila en esto del periodismo deportivo, aunque hace años que es mi hobbie y no mi profesión.