Imprimir esta página
Viernes, 16 Noviembre 2012 16:58

El ojo de Cristiano

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Ese ojo cerrado como consecuencia de una agresión que quedó impune. Un ojo malherido por la mala intención de un tipo sin escrúpulos que sale a repartir sin más. Un ojo inflamado por un cobarde codazo que, desde hace tiempo sin embargo, incluso cuando no había sufrido los efectos de ese golpetazo traicionero, ya le hacía ver a Cristiano un futuro algo borroso y nada claro.

Una visión que no aclara su continuidad en el Madrid y que deja en el aire todo tipo de interpretaciones para encontrar la causa de un desencuentro que bien pudiera acabar con su salida del club. Sea o no de esa forma, el ojo de Cristiano planea y sobrevuela sin fijarse en un objetivo  y un problema concreto. No parece fácil salir de este enredo.

Han sido tantas las versiones que han circulado para justificar "la tristeza" de Cristiano y aquel encuentro suyo con Florentino Pérez en el Santiago Bernabeú que no merece la pena insistir con ellas. Después de cuatro temporadas en el fútbol español, CR7 ha acabado por dejar sin argumentos a todos aquellos que le han acosado de forma permanente y ruin. Algunos de esos ilustres acosadores pretenden incluso adoctrinar sobre odios y amores. Gente mezquina que en sus habituales delirios le ha dedicado portadas con todo tipo de insultos y delirantes acusaciones. A esos, paladines de la obediencia a todo aquello que se viste de azulgrana, a esos les ha cerrado la bocaza Cristiano con una actitud que, en el campo, le ha convertido en algo más que “el mejor de los humanos”.

Ocurra lo que ocurra a final de temporada, el madridismo no ha hecho otras cosa que disfrutar de un jugador que tardará en repetirse. Que no sólo le ha aguantado el pulso al que algunos consideran el mejor de la historia. Que también en ocasiones le ha superado, como certifica la última liga conquistada. El y ellos saben que el ojo de Crisitiano volverá a abrirse por completo. Que seguirán llegando los goles y que será líder indiscutible del camino hacia lo que el madridismo anhela. Y todos lo veremos.

Visto 840 veces
Alfredo Duro

Lo importante no es el tamaño del perro en la pelea. Lo importante, lo verdaderamente importante, es el tamaño de la pelea en el perro. Y yo tengo muchas ganas de seguir ladrando.

Inicia sesión para enviar comentarios