Imprimir esta página
Jueves, 23 Febrero 2017 12:42

La contracrónica: los socorristas

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Somos demasiado buenos con nuestros enemigos. Tanto que parecemos tontos y, claro, al final terminan riéndose de nosotros. ¡Eh! ¡Y nos está bien empleado! A Mestalla, aprovechando que teníamos tan cerca Carnaval, había que ir disfrazado de vampiro y chupar la poca sangre que le queda al Valencia, aunque esta sepa a la bebida "isogintónica" que tanto le gusta a Parejo. Pero no, somos tan chulos que decidimos ir de socorristas, marcando paquete y con los pezones, erizados, como única arma blanca.

Antes de que la afición ché hiciera evidente su antimadridismo dedicando cánticos homófobos a Cristiano Ronaldo, Zaza nos dio un guantazo en el pecho que nos dejaba temblando y pidiendo una rebequita para no morir de frío (1-0, minuto 5). Pero ya era tarde, la defensa del Madrid totalmente congelada se limitó a mirar como Orellana le marcaba al Real Madrid su segundo gol particular esta temporada (2-0, minuto 8). El primero fue con otra camiseta, la del Uralita de Vigo, en el Santiago Bernabéu.

Con el Valencia de cámping en la portería de Diego Alves y un Real Madrid con menos luces que la caravana de un gitano, el partido quedó visto para sentencia. Colgando balones al área sin ton ni son evidenciamos que era peor el remedio que la enfermedad. Tenemos tiempo hasta el próximo domingo para hacer reposo y curarnos en lo alto de la clasificación. El margen de error es un poco más pequeño y la temperatura que marca nuestro termómetro ligeramente más alta, pero nada que no se pueda remediar ganando en Villarreal en la siguiente jornada. Hay que ir al Estadio de la Cerámica como si fuéramos críos pequeños, a romper todo lo que aparezca por delante para ver el ruido que hace.

Visto 1178 veces
Eloy Lecina

El mundo necesitaba a alguien que hiciera que las letras se concediesen bailes. Esa tarea me fue encomendada y para llevarla a cabo con éxito decidí sumergirme en un aprendizaje constante. Barcelona es mi escuela, el blog ‘Condenado a la Excelencia’ mi tutor y la chuleta que hace que el movimiento pélvico de las palabras sea seductor y fascinante, el Real Madrid. 

 

Sitio Web: condenadoalaexcelencia.blogspot.com.es/
Inicia sesión para enviar comentarios