Imprimir esta página
Domingo, 20 Diciembre 2015 16:20

RM 10 - 2 RAY: Bale culmina el hara-kiri del Rayo

Escrito por 
Valora este artículo
(2 votos)

Ganó el Madrid, sí, incluso goleó, pero la victoria no le sirvió para recuperar ni un milímetro de crédito al equipo, aunque sí a un Gareth Bale que marcó cuatro goles y por fin se fue entre aplausos de la afición. Los blancos se deshicieron con extraordinaria comodidad del Rayo (10-2), pero en un partido marcado por la extraordinaria agresividad con la que salió al campo el equipo de Paco Jémez, que le dejó con diez en el minuto 14, cuando ganaba 1-2, y con nueve en el 29, ya con 2-2 en el marcador. A partir de ahí, el partido fue un entrenamiento donde sólo tres o cuatro se dignaron en romper a sudar.

El partido, que se puso muy pronto de cara para el Madrid gracias a un extraordinario gol de Danilo (muy activo durante todo el primer tiempo, recordando ofensivamente por fin al lateral que llegó del Oporto), se complicó en cuanto el Rayo se quitó el complejo de encima y vio delante a un equipo acobardado y con nula intensidad en muchos de sus jugadores. En dos zarpazos, un córner en el que Amaya hizo falta previa y un remate de Jozabed que pilló a la zaga dormida, los rayistas le dieron la vuelta al marcador y el Bernabéu se puso de uñas de verdad, algo que ni la goleada final consiguió mitigar.

Entonces llegó la tontería de Tito, quien le propinó una descomunal patada a Kroos en el centro del campo por la que vio la roja directa, dejando al Rayo con diez. Empató rápido el Madrid, con un sensacional testarazo de Bale, pero el Rayo, dispuesto a hacerse el harakiri, decidió que jugar con diez era un exceso: Baena, que acababa de ser amonestado por otra entrada sobre Kroos, la salsa de todas las ensaladas de patadas, cometió un penaltito sobre Ramos, vio la segunda y decidió liquidar el partido. Su equipo quedó con nueve, Cristiano (que había desafiado a la grada ante sus pitos con unos gestos cuanto menos cuestionables) no desaprovechó el lanzamiento y ahí acabó todo.

Porque todo lo demás fue un entrenamiento. Bale no desaprovechó la ocasión para no bajar ni un ápice la intensidad durante el encuentro y acabar marcando cuatro goles, algo que hasta hace muy poco sólo parecía al alcance de Cristiano, que esta vez se quedó con dos. Benzema, 15 goles en los 13 partidos en que ha sido titular esta temporada, hizo otros tres. Y el Rayo, con nueve, sin apenas oler la pelota más que en su campo, aún tuvo alguna aproximación peligrosa al área de Keylor, lo que provocó nuevas protestas de un público que si algo no ha tolerado, tolera y tolerará es la apatía, el no sudar la camiseta. Ante el Rayo cuando hizo falta no se vio un atisbo de ello, y cuando ya no era necesario, tampoco. Tal vez el futuro del Madrid empiece precisamente por ahí.

Visto 1386 veces
Miguel Queipo de Llano

Estuve en Ámsterdam 98, París 00, Lisboa 14, Milán 16 y Cardiff 17; y además vi ganar 12 Ligas, 1 Copa del Mundo de Clubes, 1 Copa del Rey, 1 Supercopa de Europa y 9 Supercopas de España como espectador in situ. Por la tele han caído más. Y siempre con el señorío que me enseñaron los más grandes: Don Santiago, Don Alfredo, Juanito, Hugo Sánchez, Fernando Martín, Drazen Petrovic, Cristiano... Existen otros madridismos, y quizás mejores, pero el más divertido es éste.

@soymadridista

Sitio Web: www.soymadridista.com
Inicia sesión para enviar comentarios