Imprimir esta página
Domingo, 17 Enero 2016 20:49

Zidane resintoniza las emisiones de la BBC

Escrito por 
Valora este artículo
(3 votos)

Entrenador nuevo, victoria segura. Año nuevo, vida nueva. Refranes populares del panorama futbolístico que salen a escena tras el estreno de Zidane. La ‘era Zidane’. Que recupera la emisión de uno de los tridentes más temidos a nivel planetario. Bale, Benzema y Cristiano Ronaldo recuperan la ilusión y plasman obras de arte en el escenario del Santiago Bernabéu. Dos encuentros, dos victorias. La etapa de Zinedine se cuenta por triunfos. Seis puntos de seis posibles. Pero eso no es lo mejor. Destaca la actitud. Ésa que tanto reclamó ZZ desde su presentación en Concha Espina. La actitud, la garra, el tesón y la calidad de un conjunto con una capacidad de destrucción descomunal. Al ritmo de Zidane. Al ritmo de la BBC.

18 minutos bastaron. El Real Madrid juega, se divierte... Emociona. Se pueden buscar ‘peros’, sí. Que si el Sporting está en descenso, que si Cuéllar pecó de escasa contundencia, que si los de Abelardo no se desplegaron al ataque… Pero no se debe caer en el error de minusvalorar el excelso nivel de este Real Madrid. Los tres integrantes de la BBC igualaron un récord que databa de 1956. Tres dianas en once minutos de juego. De cabeza, de tijera y de volea. De todos los colores. Bale exhibió su potencial aéreo en el primero de la tarde aprovechando un córner botado por Kroos. El gol vino precedido de una acción en la que el galés dejó pasar y Carvajal buscó las cosquillas con un centro raso que derivó en el saque de esquina. La tempestad estaba por llegar.

Dos minutos después, Bale presionó, provocó la pérdida, Carvajal robó y Benzema asistió a Cristiano. El portugués se sacó un zurdazo a la media vuelta y de bote pronto a la escuadra derecha de la portería de Cuéllar. Benzema quería su gol y llegó. De nuevo, cómo no, Gareth Bale desequilibró por el flanco derecho y centró de diestra para que el galo, con un remate de tijera o media-chilena, fulminó al Sporting. Anonadado. Superado. Un baño. Corría el 12’ y la diferencia era de tres goles.

El Real Madrid, lejos de conformarse, quiso más. Demostración de temple, aceleración, precisión y efectividad. Modric manejó y entrego para Isco, que dio media vuelta y puso un balón para la incorporación de Carvajal, el mejor de la defensa, y el ‘15’ regaló el doblete a Cristiano Ronaldo, que acompañó la jugada y sólo tuvo que poner el pie para el 4-0. Cerca del 45’, Isco se reinventó. Recibió, ideó y ejecutó. Vaselina en forma de autopase sobre el defensor que le salió al paso y envío por alto para que Benzema, con todo el tiempo del mundo, se acomodase el cuero para el 5-0 ante Cuéllar, escaso de contundencia. Bale se lesionó del sóleo al final de la primera mitad y a partir de ahí se cortó la hemorragia defensiva de los asturianos. Pasada la hora de partido, Benzema tuvo que dejar el verde tras un choque fortuito con James y Kovacic fue el elegido para ayudar a Carvajal en banda derecha. La BBC quedó reducida a la C y el partido perdió en ritmo. El Sporting lo aprovechó e Isma maquilló el electrónico.

Visto 1204 veces
Agustín Morales

Periodismo y fútbol. Fútbol y periodismo. Dos pasiones predestinadas desde 1995. Eso sí, una empujó a la otra. Una serie de futbolistas mágicos que hicieron historia en el club más grande del Siglo XX. El hambre de Raúl, la precisión de Beckham, la magia de Zidane y la voracidad de Cristiano.

Inicia sesión para enviar comentarios