Pablo Margallo: “Los días que pasé en Valdebebas fueron un sueño”

El jugador extremeño jugará esta temporada cedido en el Unión Adarve, aunque el Real Madrid se guarda una opción para repescarle en enero. Guti ya quiso que jugara la pasada Copa del Rey juvenil

0
©soymadridista
-publicidad-

Nacido en Montánchez (Cáceres), Pablo Margallo ha estado toda su vida futbolística vinculado al Diocesano, club desde el que saltó a la Selección de Extremadura, para la que ha jugado en todas las categorías, hasta que durante el año 2018 todo cambió para él: el Real Madrid se hacía con sus servicios. Tras unos días entrenando en Valdebebas, jugará esta temporada como cedido en el Unión Adarve.

De Cáceres al equipo del Barrio del Pilar. ¿Cómo sucedió todo?

Tuvimos una reunión el Real Madrid, mi representante y yo en la que los tres acordamos que lo mejor para mi desarrollo profesional era que disputase un año en Segunda B donde pudiera disputar muchos minutos para hacerme a ella. A la hora de buscar una salida como cedido, el Adarve puso muchísimo interés y no me lo pensé. Me parece además que es un club muy similar al Diocesano por el carácter familiar que tiene y la verdad es que no me lo pensé. Estoy muy contento con la decisión tomada. La cuestión se resolvió en un par de días y viajé a Oliva (Valencia) a incorporarme al equipo y debutar como titular en un encuentro ante el Getafe. También he disputado el otro encuentro disputado ante el Mora en el García La Mata.

Pablo Margallo en el García La Mata

¿Y qué le pide Pablo Margallo a este año? ¿Qué objetivos tiene?

A nivel personal mi objetivo principal es seguir formándome y hacerme a la categoría, aprendiendo los conceptos necesarios para seguir creciendo. Creo que estoy en el sitio ideal para aprender para ello. Todo el mundo trabaja muy bien aquí, con mucha seriedad y profesionalidad. Mi otro objetivo es devolver la confianza que el equipo ha tenido conmigo y que espero ser capaz de corresponderles con todo mi esfuerzo.

Hablando ahora del Real Madrid: cuéntame un poco como se gestó su fichaje por el equipo blanco y cómo se sintió.

Cuando fui cadete de primer año tuve un primer contacto con el Real Madrid, pero no llegó a materializarse en nada. Al año siguiente hice un gran año y el Sevilla se interesó por mí. Hablé con el Diocesano porque veía que había llegado el momento de salir ,pero me informaron de que el Real Madrid seguía detrás de mi y no tuve duda. Como madridista acérrimo que soy no iba a renunciar a un interés del Real Madrid.

Tuve varias conversaciones con Óscar Carazo y decidimos que, como el Diocesano me ofrecía jugar División de Honor en mi primer año como juvenil, lo ideal es que siguiera en Cáceres con mi formación. Tuve varios problemas con las lesiones y no rindiendo al nivel esperado, pero en cuanto pasé ese bache Alfredo Merino se puso en contacto conmigo y me comunicó que querían que firmara con el Real Madrid. Ya te puedes imaginar la alegría que supuso. Estuvieron la temporada pasada muy pendientes de mí y me seguía un ojeador aquí en Extremadura llamado Rai. Este último año ha sido el más especial para mi y en el que más considero que he destacado. Tenía la confianza del cuerpo técnico, de mis compañeros, no he tenido lesiones… ha salido todo del mejor modo posible.

Al final de la fase regular, fui varias semanas a Valdebebas para poco a poco introducirme en la dinámica. Además tuve muy buena relación con Guti, que me felicitó cuando jugué en División de Honor contra él en las dos ocasiones y que, ya una vez incorporado a su disciplina, me informó de que había dado la instrucción de intentar mi inscripción en la Copa del Rey Juvenil, algo que no fue posible por un tema federativo.

Pablo Margallo en el vestuario del Juvenil A

Los días que pasé en Valdebebas fueron un sueño, es algo único estar en la Ciudad Real Madrid y más si encima estás vestido de blanco. Las instalaciones son increíbles y más para un chico menos acostumbrado a un club humilde como el Diocesano. Empecé, además, unos días la pretemporada con el Castilla de Solari y solo tengo palabras de agradecimiento por el trato recibido.

Creo que no hace falta decir que le pide Pablo Margallo al futuro a medio-largo plazo…

Ahora mismo estoy centrado en aprender, disfrutar y hacer una buena temporada con el Adarve, pero el plan es terminar regresando al Castilla y tener muchos minutos con ellos cuando regrese de mi cesión. Contractualmente existe la posibilidad de regresar en enero pero no pienso en ello: sólo pienso en dar el salto profesional del mejor modo posible.

 

Un salto profesional que no habría sido posible sin el CD Diocesano…

La verdad es que les debo todo. Entré siendo un niño y siempre me han dado facilidades y apoyo y lo tengo muy presente. Es imposible acordarse de toda la familia del Diocesano pero me gustaría recordar a mi entrenador en benjamines, José Luis; a Farias, mi entrenador en infantiles; a Fito y Chema que me entrenaron cuando era juvenil; y a los dos presidentes con los que he coincidido: Alfonso Abreu y Gerardo Hierro.

Pablo Margallo en la Ciudad Real Madrid

 

¿Algún mensaje final?

Quiero agradecer a los tres equipos de los que he formado parte todo lo que han hecho por mi. Pero especialmente quiero aprovechar para mandar un mensaje a mi familia que al final es quién más me sufre y apoya, y especialmente, lo que están ahí independientemente de cómo estén yendo las cosas.

Compartir
De profesión abogado, sin nada que ver con el periodismo deportivo más allá del ejemplo y las enseñanzas de mi abuelo. Sin embargo, mi devoción por el fútbol base, y mi pasión por el Real Madrid me han traído hasta aquí para informar sobre La Fábrica y ayudar a conocer a los jugadores que la componen, uno de los mayores activos de este gran equipo. Esta será mi quinta temporada colaborando con este medio y espero seguir mostrando la misma ilusión que en las anteriores. Y en la medida de lo posible, seguir colaborando con Real Madrid TV siempre que así se me solicite. Como es lógico, no me responsabilizo de aquello que no escribo. Colaboro con este medio pero no pertenezco ni dirijo el mismo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here